viernes, 23 de octubre de 2009

Tormenta en la Alta Escuela (II)


La Alta Escuela Española, disciplina ecuestre oficial, sigue provocando dolores de cabeza. Al reciente escrito de un jinete participante en el último campeonato de Andalucía en el que denunciaba irregularidades y tratos de favor y anunciaba su retirada de la competición (leer aquí), le sucede la carta pública que Don Álvaro Domecq Romero ha remitido hace tan solo unas horas a la RFHE y que a continuación reproducimos.



REAL FEDERACION HIPICA ESPAÑOLA
ATT. D. JAVIER REVUELTA – PRESIDENTE
C/ MONTE ESQUINZA, 28 3ª PLANTA
28010 MADRID

Sevilla, 22 de Octubre de 2009

Muy Sr. mío:

Como presidente de esta asociación y recibiendo de manera pública y privada quejas y protestas por hechos acontecidos en el desarrollo de la disciplina provocadas por las personas en las que la RFHE ha delegado, y que llevan la competición hacia una peor calidad de la equitación en lugar de mejorarla, le manifiesto:

Que la asistencia de binomios a los concursos baja sustancialmente, siendo ya mínima.

Que los que tienen un buen caballo, lo reservan para que no se lo devalúen.

Que el que sabe de equitación no está en la competición actual.

Que la Alta Escuela Española no puede enmarcarse con la Doma Vaquera por las diferencias sustanciales de ambas disciplinas.

Que se está destruyendo la disciplina en vez de promocionarla adecuadamente.

Que el sector, aficionados y profesionales, están enfrentados a los representantes nombrados por la RFHE.

Que la comisión incurre en oficializar a un reducido número de jueces nacionales, en vez de preocuparse en dotar la disciplina de la formación específica que la diferencia de las otras, además de provocar y aceptar constantemente conflicto de intereses.

Que se ha aprobado precipitadamente un reglamento que desacredita, para quien lo lea, a la RFHE por falta de contenidos, personalidad de la disciplina y abundantes errores y faltas de ortografía.

Que la disciplina está siendo usada para el beneficio de unos pocos y el perjuicio de la mayoría que la queremos con base e independiente.


Por estos motivos, que reflejan la realidad que estamos padeciendo y por la responsabilidad que tengo al presidir el mayor colectivo social existente de Alta Escuela Española, le expreso lo anteriormente expuesto como denuncia de tantos como hemos trabajado y seguimos trabajando para que esta disciplina sea el orgullo de cuantos respetamos nuestras tradiciones hípicas.

Espero recibir su contestación, que será la que transmitiré a nuestros asociados, la mayoría federados, y que esperan conocer el punto de vista del máximo mandatario de la Real Federación Hípica Española sobre la insostenible situación actual.

Atentamente,
Fdo.: D. Álvaro Dómecq Romero
PRESIDENTE DE LA AAEE

FUENTE: POR GENTILEZA DE http://acaballotv.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario