domingo, 28 de diciembre de 2014

LA NUTRICIÓN DE LA MADRE LACTANTE.



Mantener el bienestar nutricional de las yeguas y potros en todo el destete es parte integrante de una separación exitosa. El destete es probable que sea el evento más estresante de la vida del potro , y peor aún, su principal fuente de consuelo habrá desaparecido . Mientras que la preocupación por el potrillo se justifica , la yegua merece consideración también. La mayoría de las yeguas son alimentadas con concentrados mientras que amamantan , ya que requieren la energía, así como la fortificación de vitaminas y minerales para producir suficiente leche de alta calidad y mantener la condición corporal adecuada. Algunas yeguas una vez se les retira el potro dejan de comer concentrados y solamente pasan. Esto sería correcto si las yeguas no fueran a ser cruzadas de nuevo y no se espera un nuevo potro para el siguiente año. Pero sería un error retirar los pienso si esperamos que esta yegua vuelva a tener otro potrillo, ya que tenemos que mantener los niveles de minerales y vitaminas adecuadamente. Por lo general , un descanso de una a dos semanas será suficiente. Tan pronto como se detiene la producción de leche y las ubres vuelve a un tamaño no lactante normal, la yegua puede iniciar de nuevo la ingesta de piensos en concentrados. Una vez que la yegua se ha secado, la alimentación debe dirigirse a conseguir un estado de carnes aceptable. Algunas yeguas mantener el peso sin ningún problema , mientras a otras la lactancia las deja demasiado delgadas. Aquellas que pierden cantidades significativas de peso durante la lactancia requieren más energía después del destete. Para la yegua que pierde mucho peso durante la lactancia, es muy importante conseguir un estado de carnes optimo antes del tercer trimestre del embarazo para que esté preparada para las necesidades calóricas del final de la gestación y la lactancia. Algunas yeguas manejan la lactancia con extraordinaria facilidad desde un punto de vista fisiológico . Si una yegua se encuentra todavía en un peso óptimo después de amamantar a un potro, entonces la principal preocupación sería la de ofrecer unos niveles adecuados de vitaminas y minerales. Esto se puede hacer con un suplemento de vitaminas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario